Savagery en la VFNO Madrid 2018

Una de las noches más famosas y más icónicas de año es la noche de los Vogue Fashion Night Out. Madrid, y más concretamente el barrio de Serrano y Fuencarral, se llenan de vida, moda, y por consecuente, de fashionistas con sus looks disparatados e inverosímiles, llenos de fantasía, dramatismo y tendencias.

Como periodista especializada (o algo parecido) en moda, blogger (o un intento de ello) y apasionada de la moda (más bien, obsesa) fui con algunos de mis amigos a embadurnarme de este ambiente. No estuve en Casa Vogue (faltó un pelín) ni me tomé un Royal Bliss con las actrices de Las Chicas del Cable; pero mi salvajismo tipo Samantha Jones salió a escena. Este fue mi look:

Mis amigos dicen que este estilismo va mucho con mi personalidad. Estoy de acuerdo. Es atrevido, elegante, salvaje y algo loco. Más o menos como yo, para qué engañarnos. Como podéis apreciar, es un outfit muy nocturno. El estampado print de leopardo es la tendencia estrella por excelencia. Así que me apetecía jugar con él. Ir en sujetador por la vida es demasiado escandaloso cuando comienza a refrescar por las noches, y más si hay niños de por medio, así que rescaté del armario este vestido que tanto adoro, me lo sujeté con un cinturón de cuero y bididibadidibú, ¡estilismo creado!

No hay verdad más creíble que el hecho de que la moda es un simple juego. Basta con dar rienda a tu imaginación, no tener vergüenza y ponerte lo que te dé la gana. Este look lo tiene todo: rock, lencería, ante, estampado animal, cuero, rayas y brillibrilli. Como diría un primo mío: “te lo has colocao to´”.

BF1AEBB0-6D69-44E2-81B9-393C93C41DDB.JPG

Vayamos a la composición: bermudas de leopardo, sujetador Balcony, y vestido midi a rayas verticales con mucho brillibrilli. Como complementos utilicé esos botines que tanto os gustan, un cinturón de cuero marrón oscuro y unos pendientes en forma de rama de bisutería. El bolso negro, de cuero y con tachuelas, al viejo estilo rock and roll, ole yo.

Si hablamos del beauty, make up muy sencillo. Si os soy sincera, ni siquiera llevaba base. Rímel, pintalabios naranja, algo de sombra dorada en el lacrimal y un poco de highliter (aunque, ¿pa qué highlither si tú brillas sola?). En cuanto al cabello, aposté por una trenza de raíz a media altura y un poco despeinada. Quise centrar la atención en el escote.

Hablemos de marcas, que sé que os gustan mucho… Tanto las bermudas como el vestido son de Zara. El sujetador es de la firma Gisela, esta firma me gusta mucho; los botines y el bolso son de dos tiendas locales de mi pueblo y el cinturón es de Parfois.

Y respecto a los que ayer me preguntábais cuál era mi plan para la noche os cuento: por la tarde fui a dos o tres eventillos que tenía; y por la noche fuimos a cenar, dimos una vuelta, bailamos con Mario Vaquerizo y terminamos tomando varias copas de vino en La terraza Espejo. Un plan sencillo, rodeada de personas a las que quiero y que me quieren. ¿Y por qué hablo de sencillez? Pues porque a pesar de que muchos me crucifiquéis por esto, la Vogue Fashion Night Out es otra de las muchas pantomimas que organizan instituciones como Vogue. Es elitista, es clasista y es superficial. Mientras la exclusividad se viste de gala y disfruta de una experiencia totalmente única con bebidas gratis e invitados famosos, el pueblo llano hace colas para un globo, unas palomitas y un dj que pincha, pero que no se mueve. Pero eso no es todo, las niñas de catorce años se disfrazan, otras van vestidas iguales a sus amigas y encima te miran por encima del hombro. Luego me dicen a mí que soy superficial. En fin, lo que una tiene que aguantar. Bravo, Eugenia; y feliz aniversario.

Pero de hecho, me lo he pasado muy bien, no os voy a engañar. Hemos bailado, aunque nos han mirado raro, porque claro, es raro que pongan música y bailes, ¿en qué estaríamos pensando; hemos andado (mucho, hoy me salto el gimnasio) y hemos disfrutado de una copa de vino mientras manteníamos una conversación interesante sentados en una terraza con estilismos tan extravagantes y tan exóticos como el mío. Yo me quedo que con esto. Pa qué más. No es dónde, sino con quién.

Como siempre, las fotos son obra de la increíble Beatriz Jericó, que es maravillosa. Creo que en eso estamos todos de acuerdo.

Processed with VSCO with c8 preset

Ya solo me queda despedirme de vosotros. Espero que tengáis un buen y bonito fin de semana. La siesta que me voy a pegar esta tarde no tiene nombre… ¡Gajes del oficio! ¡Hasta el lunes!

Lauren Izquierdo

Anuncios

Un comentario sobre “Savagery en la VFNO Madrid 2018

Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: